Bienvenido a la oficina da regueifa e do biscoito de valongo

2021-05-13
José Manuel Ribeiro

Mensaje de José Manuel Ribeiro, presidente de la Cámara Municipal de Valongo

Bienvenido a la Oficina da Regueifa e do Biscoito.

Este es un lugar para los recuerdos que nos transportan a un mundo de sensaciones en el que el pasado se deja entrever en un futuro que está y estará siempre entre nosotros.

Este lugar nació de la pasión por la historia y la cultura de este fantástico municipio. Es esta la tierra que nos define, que nos confiere la fuerza de nuestro carácter colectivo y nos distingue en el espacio metropolitano en el que vivimos y existimos, tanto por nuestras tradiciones materiales e inmateriales como por nuestro patrimonio natural y humano.

Aquí se cuenta la antigua y noble historia del arte de elaborar deliciosas regueifas y biscoitos. ¡Una historia con más de quinientos años!

En documentos que se remontan a 1636 se puede leer que eran las panaderas y vendedoras de pan de Valongo quienes llevaban el «pão molette» y las «riquifaz» (regueifas) como «era costumbre».

¡Y cuánto pan de Valongo se embarcó en las carabelas...!

¿Cómo permitir que tan grande historia no fuese debidamente recordada?
Esta inversión estratégica pretende dar a conocer a la comunidad esta historia única, extraordinaria e inolvidable, que merece ser narrada con orgullo a quienes nos visitan.

Esta es, sin lugar a dudas, una de las marcas identitarias más importantes de nuestra tierra, a la cual se suman muchas otras de innegable interés que ilustran el alcance y la gran variedad de las herencias milenarias de este pueblo, de su arte y de sus saberes: el patrimonio medioambiental y geológico de las sierras y ríos que hoy forman el Parque de las Sierras de Oporto, en el cual se enmarca el mayor complejo minero de extracción de oro del Imperio Romano; la singular historia de la extracción de pizarra en Campo; la extraordinaria pasión de las bugiadas y mouriscadas de Sobrado, una de las mayores fiestas de máscaras de todo el mundo católico; el rico patrimonio religioso, en el cual sobresale el santuario de Santa Rita de Ermesinde, uno de los más grandes del país; y el arte de los juguetes tradicionales portugueses, en Alfena y Ermesinde, un saber que dejó su impronta en el imaginario de muchas generaciones.

¡Venga a conocer Valongo! Reviva la magia de (re)descubrir un juguete de su niñez, un soldado romano imaginario, o una extraordinaria batalla entre moros y cristianos.

Puede empezar por este moderno lugar dedicado a la cultura. Aquí encontrará un punto de regeneración urbana concebido para promocionar y reconocer como se merece a este extraordinario patrimonio vinculado al pan, desde la ruta seguida por los cereales, a través de molinos de agua y viento, pasando por las actuales panaderías y pastelerías del casco histórico, hasta la importante Feria de la Regueifa y del Biscoito.

Quiero terminar dando las gracias a todos los que apostaron por este proyecto y participaron directa o indirectamente en su materialización.

Es de justicia mostrar desde aquí nuestro más sincero agradecimiento a los panaderos y pasteleros del municipio de Valongo de todas las épocas. De sus hábiles manos salió el alimento para el cuerpo, y con ellas ofrecieron a los suyos el cariño que necesita el espíritu.

Este es un justo homenaje a la gente tan extraordinaria que siempre apostó por un futuro con esperanza. La mayor fuerza para el desarrollo de la humanidad.

José Manuel Ribeiro
Presidente de la Cámara Municipal de Valongo